El bitcoin, ¿refugio de delincuentes y paraíso fiscal 2.0?

paraíso fiscal

El bitcoin está ganando progresivamente el apoyo de los inversores, pero no termina de quedar legitimado. La sospecha de que se utiliza para financiar actividades ilegales, para mantener el dinero oculto y para el blanqueo persiguen a la criptomoneda. En un momento en el que se avanza contra los paraísos fiscales, el nivel de anonimato que brinda el bitcoin tienta a más de uno para fines opacos. Sin embargo, el anonimato de esta criptodivisa es relativo. “Los ciberdelincuentes piensan que no van a ser encontrados, creen que están en el mayor anonimato… Pero lo que no tienen en cuenta es que todas las transacciones quedan escritas en el blockchain –la cadena de bloques-”, plantea Pablo Fernández, profesor del IEB y responsable legal de Nevtrade.

Leer el artículo completo en La Vanguardia

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar