gtag('consent', 'default', { 'analytics_storage': 'denied', 'region': ['ES'] }); gtag('consent', 'default', { 'ad_storage': 'denied' });

¿A qué juega Macron con China? “Está jugando al escondite, tiene un papel extraño”

“Europa debe reducir su dependencia de Estados Unidos y evitar verse arrastrada a una confrontación entre China y Estados Unidos por Taiwán”. Estas declaraciones, realizadas en una entrevista con la revista Político y el periódico Les Echos, el presidente de Francia, Emmanuel Macron, han sentado como un jarro de agua fría en Bruselas y Washington. Desde el inicio de la invasión a Ucrania, el mandatario se ha distanciado de sus socios europeos, en un intento por mostrar independencia e impulsar la relevancia de su país como un jugador geopolítico clave.

Sin embargo, esta estrategia solo ha logrado poner en duda el liderazgo internacional de Macron, que en 2019 diagnosticó que la OTAN sufría una “muerte cerebral” y trató de impulsar un ejército europeo. Los errores de cálculo del mandatario francés están causando quebraderos de cabeza a sus socios, sin ganar por ello influencia frente a Rusia o China. De hecho, la semana pasada el Kremlin afirmó que Francia no era un interlocutor válido para negociar la paz, porque ya había tomado partido en el conflicto.

“Macron ha perdido peso internacional y ahora la batuta la esta llevando EE.UU. y Reino Unido”, explica Diego Pitarch, profesor del MBA con especialización en finanzas. El profesor Pitarch analiza el entorno geopolítico con la mirada puesta en Macron, China y la OTAN. Entrevista en NegociosTV.